El Gobierno se olvida de los transportistas en su plan de zonas de bajas emisiones

El Ejecutivo tiene el firme objetivo de crear zonas de bajas emisiones en las ciudades de más de 50.000 habitantes.

La Asociación de Transportistas Autónomos (ATA) ha reclamado un plan consecuente y lógico para adaptar la realidad del transporte de nuestro país a los planes de creación de zonas de bajas emisiones en las ciudades de más de 50.000 habitantes del Gobierno. La ausencia de medidas específicas para el sector del transporte en esta área supone, según el ATA, el paso previo a un caos generalizado en los procedimientos de transporte, movilidad y logística en España.

La ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha mostrado en recientes declaraciones la intención del Gobierno de dar forma a un nuevo plan contra la contaminación en grandes ciudades. En concreto, el Ejecutivo tiene el firme objetivo de crear zonas de bajas emisiones en las ciudades de más de 50.000 habitantes, siendo el plazo para tal fin 2023. Un plan de acción que llevaría un escenario similar al que viven Madrid y Barcelona a un total de 146 ciudades en España.

Este plan de creación de zonas de bajas emisiones para 146 ciudades de nuestro país está bajo los criterios marcados por Bruselas dentro de la lucha contra la contaminación y la consecución de los objetivos de Desarrollo Sostenible. Sin embargo, desde al ATA reclaman que el paquete de medidas que acompañe al desarrollo de este plan no sólo transmita apoyo incondicional al desarrollo de medidas de fomento del transporte público y también tenga en cuenta al sector del transporte de mercancías.

Sin ayudas a la transición de las flotas, la creación de zonas de bajas emisiones en 146 ciudades supondrá un grave problema para el transporte y distribución de las mercancías. No obstante, cada población podrá ejercer criterios diferenciados a la hora de aplicar las restricciones de tráfico, como ya se ha podido ver en los distintos modelos aplicados por Madrid y Barcelona. Esta situación extrapolada a 146 poblaciones condiciona de manera absoluta el modelo de transporte actual.

Por este motivo, ATA pide que exista un único plan impulsado desde el Gobierno central para todas las ciudades. Aunque los planes de creación de zonas de bajas emisiones son de competencia municipal, es inviable para cualquier empresa o profesional del transporte controlar y aplicar 146 especificaciones de acceso a las ciudades distintas y adaptar sus planes de movilidad a cada una de ellas. De igual forma, el ATA reclama un calendario de aplicación para este proyecto si no se quiere que profesionales y usuarios se ven afectados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos

Responsable: PLANES DE LA INFORMACIÓN PARA EL TRANSPORTE, S.L.
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.