Las empresas de transporte detienen sus camiones de gas ante el aumento de su precio en un 200%

El gas la opción al diesel en el transporte por carretera de larga distancia

Las empresas de transporte de mercancías por carretera cada vez tienen más problemas para sobrevivir ante el desmesurado aumento del precio del combustible. No son excepción las compañías que apostaron en su momento por vehículos de gas natural comprimido (GNC), ya que el encarecimiento de este tipo de combustible de uso vehicular es todavía más salvaje. De hecho, en cuestión de un año el precio por kilo del GNC ha aumentado un 200% y ha pasado de costar 0,6 euros por kilo a superar los 2 euros.

Según datos de la Asociación de Transporte Internacional por Carretera (ASTIC), el consumo de gas natural de un camión al mes es de 3.800 a 4.000 kilos, según modelo y uso. Teniendo en cuenta que este consumo es menor que el de un vehículo pesado Diésel equivalente y que el precio del GNC hasta ahora ha sido muy inferior al del Diésel, miles de empresas decidieron apostar por este tipo de tecnología y combustible. De hecho, hay más de 15.000 camiones propulsados por GNC en circulación.

Sin embargo, el precio del GNC se ha triplicado y las cuentas para las empresas no salen. En mayo de 2021 el precio del GNC era de 0,6 euros por kilo, lo que suponía un gasto medio de 2.500 euros al mes. Ahora, tomando como referencia el precio medio de 2 euros por kilo de GNC, el coste al mes es de 5.500 euros. Una cifra que supone un aumento de los costes por vehículo de 3.000 euros con carácter mensual. Cifras imposibles de asumir, incluso si no tienen en cuenta el descuento de 20 céntimos por kilo del Ejecutivo.

Al final, el aumento de los precios del GNC y del resto de combustibles se han comido en gran medida la bonificación del Gobierno. Una situación que ha llevado a muchas empresas de sector a parar sus camiones propulsados por gas, ya que no son capaces de hacer frente a este sobrecoste. Además, el aumento de los precios no ha sido lineal y desde diciembre de 2021 a febrero de 2022 pasó de 0,6 a 2,2 euros por kilo, cifra nunca vista hasta ahora y que ahora se ha mitigado ligeramente, rondando los 2 euros por kilo de GNC.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos

Responsable: PLANES DE LA INFORMACIÓN PARA EL TRANSPORTE, S.L.
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.