ASTIC, ASTIC, ASTIC.

ASTIC, ASTIC, ASTIC.

Cuán difícil es de entender la política asociativa de ASTIC.

Parece una Asociación que no encuentra su lugar en el mundo asociativo del transporte por carretera, precisamente ella que lo ha sido todo en ese mundo.

La salida de Carlos Pascual de la Secretaría General ha supuesto con el paso del tiempo un evidente paso atrás.

El encumbramiento de UOTC y adláteres al órgano de poder de ASTIC, no ha supuesto más que su pérdida de identidad asociativa.

La llegada a la Dirección General de ASTIC, del Sr. Valdivia, lejos de haber supuesto retomar un rumbo adecuado para una asociación que se llama ASOCIACION DEL TRANSPORTE INTERNACIONAL POR CARRETERA, ha servido para dar un giro absoluto y definitivo hacia el intermodal, y el transporte nacional, abandonando su esencia de transporte internacional, si bien hay que reconocer que esto ya lo empezó el anterior presidente de ASTIC y los secretarios generales que sucedieron a Carlos Pascual.

A si pues a lo que parece ASTIC no aspira más que a aplaudir decisiones sean de quien sean y vengan de donde vengan, por lo que más parece una clac que una asociación.

Finalmente desde sus últimas elecciones donde ha desaparecido su auténtico núcleo duro cual era el transporte frigorífico y lo poco que le quedaba de “internacional”, se ha entregado en manos de gente con gran ambición y enormes tragaderas a la vista de la composición de su Junta de Ejecutiva.

No encuentra su discurso, no encuentra su lugar, y todo su esfuerzo de destina a glorificar la personalidad de su Director General, en lugar de la defensa de los intereses de sus asociados.

Hacer política está bien si el destino es el sector, otra cosa es dedicarse a aplaudir como hacen los súbditos de los regímenes totalitarios, así francamente poco le queda por ofrecer ASTIC al sector al que dice representar.

Categories: Editorial

About Author

Xabier Jiménez soto

Licenciado en Ciencias Políticas y de la Administración y Periodismo por la Universidad Cardenal Herrera CEU.

Write a Comment

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*